La plantilla municipal se ha visto incrementada en 73 personas en el último año, entre el 30 de junio de 2016 y el 30 de junio de 2017, consolidando una tendencia al alza tras 7 años de destrucción de empleo.

Por otro lado, si hasta ahora este incremento de la plantilla se debía a la mayor contratación temporal de interinos, la reactivación de la convocatoria de oposiciones por parte del Ayuntamiento también está afectando positivamente a los funcionarios de carrera.

Entre 2009 y 2015 se destruyeron en el Ayuntamiento de Zaragoza 609 empleos directos como consecuencia de las políticas de austeridad, sin embargo, ya desde el inicio de la legislatura en 2015 trabajamos para revertir la destrucción de empleo. Nuestro primer presupuesto en 2016 llevó a cabo una inversión en personal que permitió incrementar, por primera vez desde 2009, el empleo municipal y a mitad de 2016 ya se había producido un leve incremento del empleo respecto a finales del año 2015.

La creación de empleo público es además la mejor garantía de unos servicios públicos de calidad y de no tener que recurrir a las externalizaciones.